:::: MENU ::::
  • Absan Tecnology SRL

  • Contacto 829-564-4772

jueves, 23 de septiembre de 2021

 

La pandemia por COVID-19 cambió la forma de hacer marketing digital. Antes de la pandemia Google tenía una media de 3.600 millones de búsquedas diarias, que se dispararon hasta los 6.000 millones tras el mes de marzo de 2020. Este nuevo contexto social, junto con los grandes cambios que Google ha introducido en sus algoritmos de búsqueda, las nuevas tecnologías como la blockchain o la Inteligencia Artificial, han hecho que los profesionales tengan que adaptarse y evolucionar.

No publicar de forma consistente o favorecer la cantidad frente a la calidad en el contenido, son errores habituales en el marketing digital.

En primer lugar, es importante conocer cómo son los nuevos hábitos de los usuarios de Internet. En este sentido, a raíz de la pandemia, el tráfico orgánico y SEO ha crecido un 100% en comparación con el tráfico social, lo que significa que la optimización para buscadores es más importante que nunca. Para no perderse en este nuevo contexto, estos son algunos de los errores más comunes en el marketing digital que se deben evitar:

-No ser consistente: Una de las bases de la visibilidad de un blog es publicar contenido periódicamente. Publicar contenido de forma consistente no solo mejora el tráfico orgánico, sino que aumenta la creación de leads y atrae a nuevos seguidores, gracias a que otros lectores comparten estos contenidos en sus redes sociales.

                                                                                publicidad





-No revisar lo que se publica: No solo hay que publicar mucho contenido periódicamente, hay que publicar contenido de calidad. En este sentido, es importante revisar lo que se publica antes de hacerlo para asegurarse de que no contiene errores gramaticales, ortográficos y de sintaxis.

-Cantidad contra calidad: Es verdad, hoy en día el marketing de contenidos requiere que se publique mucho contenido. Sin embargo, no hay que cometer el error de publicar cantidad sobre calidad. Publicar mucho contenido de baja calidad no supondrá ninguna ayuda para el SEO, al contrario, podría acabar perjudicando al posicionamiento y la visibilidad. En este sentido, si los artículos están bien escritos, pero son aburridos o su contenido carece de interés, también acabarán por perjudicar al SEO, ya que los usuarios no pincharán en ellos o se saldrán antes de haberlos leído.

-No hacer SEO: Con los continuos cambios en los algoritmos de Google, resulta más importante que nunca tener un SEO saludable para posicionar un contenido. Más allá del SEO OnPage, hay que tener en cuenta factores de calidad como el EAT y también factores de usabilidad como los Core Web Vitals.

-Redes Sociales: A pesar de que el tráfico social no se puede comparar al tráfico de buscadores, las redes sociales siguen siendo un escaparate para cualquier usuario que busque generar visibilidad. Además, se trata de canales de promoción gratuitos, que permiten llevar el contenido ante otros usuarios de forma rápida y sencilla.

-Correo electrónico: Muchos usuarios ignoran el email marketing, ya que creen que está pasado de moda o que es poco efectivo y esto supone un error. Cada día se envían casi 400.000 millones de correos, por lo que una campaña de email marketing bien planificada puede marcar la diferencia, aumentando las ventas de un producto.

-No saber diversificar: En el marketing digital es especialmente importante saber diversificar las estrategias. Ni hay que centrar todos los esfuerzos en las redes sociales, ni hay que hacerlo en el blog, ni en el canal de YouTube. Lo ideal es tener una estrategia diferente para cada canal que se vaya a trabajar. En este sentido, hay que escoger primero cuáles serán esos canales y, luego, trabajar en ellos de forma separada.

-No tener objetivos claros: El 56% de las empresas cuyos esfuerzos de marketing digital han tenido éxito, tenían una estrategia documentada, con objetivos claros, específicos y bien definidos. Para ello, se deben crear primero los objetivo, a continuación se debe definir una audiencia, crear una lista de palabras clave en base a esta audiencia y entender qué tipo de contenido necesitan. También es necesario conocer qué canales utilizan y publicar en ellos. Finalmente, una vez publicado se debe analizar el rendimiento para saber si ha funcionado o no.

0 comments:

Publicar un comentario

Escribeme por WhatsApp Click aqui